Tips para mejorar las defensas

  • Jugo inmunológico-estimulante: Alcaliniza los tejidos y activa el sistema inmunológico. Se licúa en 2/3 de vaso de jugo de naranjas: zanahoria (1), apio españa/celery (5 hojitas), lechuga (1 hoja) y se toma de dos a ocho vasos por día, según el caso. Se puede agregar pimienta negra o jengibre.

     

  • Aceite de Ricino: De 3 a 5 gotas, 3 veces al día, es excelente para fluidificar las secreciones bronquiales, subir las defensas y mejorar el estado general; se puede usar solo o mezclado con otros productos como la miel o el limón.
  • El jugo de limón también es estimulante del sistema inmunológico. El consumo de frutas y hortalizas estimula el sistema inmunológico tanto por la alcalinización de los tejidos, como por el aporte de antioxidantes como la vitamina C y los betacarotenos.
  • Los betacarotenos son efectivos para aumentar el porcentaje de las células inmunológicas tales como las células asesinas naturales (Natural Killer), los linfocitos T y otro tipo de células que se conocen como ayudadoras, fundamentales en la lucha contra las infecciones. Los encontramos especialmente en la zanahoria, batata y demás verduras y vegetales rojos, naranjas y amarillos.
  • Los condimentos picantes: ají, pimienta negra, jengibre, etc, son inmuno-estimulantes.
  • Un aspecto fundamental en el funcionamiento del sistema inmunológico es el aporte adecuado de zinc que tiene que ver tanto con las funciones de los linfocitos B (producción de anticuerpos) como con la actividad de los linfocitos T y otras funciones del sistema inmunológico. El déficit de zinc nos hace más susceptibles a infecciones, especialmente las del aparato respiratorio.
  • El timo es una glándula central del sistema inmunológico; su secreción de timosina estimula las células T. Una alimentación rica en zinc rejuvenece esta glándula y mejora la producción de su hormona. Fuentes ricas en zinc: semillas de auyama (calabaza) y otras semillas oleaginosas (girasol, nuez, almendra, avellana, maní), cereales integrales, legumbres como la lenteja, guisante, garbanzo y soya, cebolla, ajo, perejil, hongos.
  • Las grasas saturadas y las polinsaturadas inhiben el sistema inmunológico.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: